Avisar de contenido inadecuado

Almendros y cerezos

{
}

 

Los almendros y los cerezos se parecen. Hay muchas variedades y las flores tienen muchos matices que van del blanco hasta el rosa en ambos casos.

El cerezo es el Prunus avium, almendro es el Prunus dulcis.
Me gustan ambas especies, desde siempre me han emocionado ver un extenso e infinito campo de cerezos, seguramente desde que vi una película en Marruecos hace muchos, muchos años.

Recuerdo,  en Tetuán, yo diecisiete años y cine Avenida, haber visto una película que no he podido olvidar.

Al comienzo e inmediatamente después de los títulos de crédito aparece un infinito campo lleno de cerezos, el fuerte viento hace que muchas flores salgan volando y aparece un cartel en japonés, en el doblaje oímos la traducción, no arranquéis las flores,, EL VIENTO NO SABE LEER, Este era el título de la película.

La película de ambiente bélico contrasta con ese maravilloso paisaje del comienzo. Naturalmente no podría recordar al cabo de tantos años, toda la película, aunque gracias a GOOGLE, si que he podido rescatar la trama argumental.

Lo que si quiero destacar en el blog es, que desde entonces los cerezos o los almendros tiene un sentido mítico que me embarga, cada vez que veo un extenso campo de cerezos como el del Valle del Jerte.

A mediados de la década de los ochenta un compañero de Valcárcel, Diego Cruces, que tenía un campo en Chiclana, me dio unas almendras de sus árboles.

Las almendras las plante en el campo que teníamos en Rota. Recuerdo como en poco tiempo germinaron y a los pocos meses teníamos unos magníficos almendros. Dichos almendros no tardaron en florecer y pude contemplar esa visión maravillosa que nos brindaba cada año el comienzo de una primavera  anticipada.

Que cantidad de recuerdos de épocas no por lejanas menos queridas, aunque odio y trato de no caer en el tópico de cualquier tiempo pasado fue mejor. Me niego a aceptar ese dicho, antes al contrario, pienso que el presente es el mejor tiempo de todos los vividos y no me falta razón, ya que al cariño y el mejor  entendimiento con Begoña, mi mujer, le añado el ver a todos mis hijos con sus hijos tan felices..

{
}
{
}

Deja tu comentario Almendros y cerezos

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre